976 204 262
C/Asura, 90 28043 Madrid
Secretaría Técnica: C/. Manuela Sancho, 3 50002  ZARAGOZA
secretaria@remove-this.atencionadicciones.es

    NOTICIAS

El 'Centro de conductas adictivas' de Proyecto Vida recibe 24.000 euros de Fundación La Caixa

11.12.2012

EUROPA PRESS | BADAJOZ

El Programa 'Centro de tratamiento integral de conductas adictivas', de Proyecto Vida ha recibido un total de 24.000 euros de la Fundación La Caixa para colaborar en su desarrollo.

Caritas Diocesana de Mérida-Badajoz ha firmado este martes un convenio con la Fundación 'La Caixa', por importe de 24.000 euros para el desarrollo del este programa, informa Cáritas en nota de prensa.

Un convenio que se enmarca dentro de la convocatoria que la Fundación La Caixa realiza anualmente contra la Pobreza y la Exclusión Social, en el marco del Programa de Ayudas a Proyectos de Iniciativa Social 2012.

Cabe destacar que el Programa 'Centro de tratamiento integral de conductas adictivas' es continuación de uno ya existente, que se lleva a cabo desde marzo de 2012 y que terminará en marzo de 2013. Hasta ahora se han atendido a 135 personas mayores de edad, con adicción a cualquier tipo de sustancias u otras conductas adictivas y personas afectadas por patología dual.

La finalidad del Programa es "dar una atención integral" en las áreas sanitaria, psicológica, social, educativa, familiar y judicial, en régimen residencial y ambulatorio; facilitando así la desintoxicación y el proceso de maduración personal y social, desarrollando habilidades para hacer frente a situaciones de riesgo y a su posterior incorporación social y prevenir o reducir la incidencia o severidad de los problemas asociados a la adicción.

Según señala Cáritas, el perfil del drogodependiente actual no se asocia únicamente con la marginalidad, en cuyo caso el grado de deterioro obliga a recuperarse no solo a nivel psicosocial sino también cubriendo sus necesidades básicas.

Destaca que "cada vez es más habitual la drogodependencia en contextos normalizados, donde las adicciones comienzan a imponer las primeras consecuencias", como pueden ser estructuras familiares más consistentes a nivel económico, laboral o social, lo que "obliga a Proyecto Vida a ofrecer distintos itinerarios de tratamientos".